sábado, 3 de agosto de 2013

Volviendo a mi

Volver a mí, Y estar a solas
En mis instantes entre hojas
Que tantas veces escribí
En la bravuras de mis fiebres
En los descansos que se mecen
En pensamientos que perdí
Volver a  mi, casi cansada
Como a mi casa abandonada
En la que nunca amanecí.
Y aun así decido amarla
En la quietud y en la distancia
En el destierro que hay en mí
Volver a mí para olvidarme
que naufragué, que era muy tarde
y que la vida me bebí
que aquel olvido fue tan mío
que aquel suspiro fue tardío
para salvarme de sufrir
Volver a mí y frenar a tiempo
esos latidos de mi pecho
como cuchillos que sentí
clavándose en mis respetos
ahogándose en el  recuerdo
porque no supe discernir
si era verdad mi triste infierno
si era mentira el  dulce cielo
o condenada yo viví
Volviendo a mi hoy me libero
De todo aquello que no quiero
Porque yo libre siempre fui
Tal vez volver es lo primero
Y recoger mi dulce sueño
Era este paso a seguir..
Volviendo a mí con esta historia
Que me ha embriagado la memoria
Sin permitirme sonreír
Hoy me permito celebrarme
Sin pretender ser juez ni nadie
Que me condene en este ser
Tal vez se entienda lo que diga
Tal vez delire sin medida
Tal vez mis letras no se ven
Pero hubo amor en mi camino
Y noches dulces y testigos
Que navegaron mi querer.
Volviendo a mí y renaciendo
Casi corriendo ese riesgo
De este milagro que es vivir
Hoy vuelvo a mí para habitarme
Para entenderme para mimarme
Para abrazar mi soledad
y al fin reírme de lo absurdo
del miedo loco iracundo
que entorpeció mi libertad.
La vida llena de promesas
Me entrega hoy ya la certeza
Que casi puede respirar…
mi elocuente escritura
que mas que nada es mi cuna
en donde acuno mi verdad.


Lorena Fernandez